MASCARILLAS CASERAS

MASCARILLAS CASERAS

Publicado el: 11/03/2015

POPULARIDAD

¿Notas tu piel seca o con exceso de grasa, falta de luminosidad, flácida o alterada, pero no tienes ninguna mascarilla ‘milagrosa’ a mano que te ayude a ponerle remedio? Ya no hay excusas para cuidar tu piel, los ingredientes están esperándote en tu cocina, despensa y frigorífico y nosotros te damos las claves preparar las mejores mascarillas caseras según tus necesidades, ¡toma nota!

  • Para hidratar:

Ingredientes: Aguacate, miel y aceite de almendras.

Recomendado para pieles muy secas. Mezcla los ingredientes con una batidora para que se integren perfectamente y aplícalo sobre el rostro 15 minutos. Retira con un algodón y lava la cara con agua templada. También puedes aplicar esta mezcla en las puntas del pelo para obtener la máxima suavidad en tu cabello.

  • Para las ojeras y el contorno de ojos:

Ingredientes: Dos bolsitas de té o el café restante de la cafetera.

El cansancio, el estrés, etc.  pueden dejar restos de fatiga en nuestros rostros, y más aún en el contorno de ojos.  Tumbados boca arriba, cerramos los ojos y ponemos una bolsita de té en cada ojo durante 15 minutos, o un poco de café, verás como la inflamación desaparece o se reduce considerablemente y el efecto relajante es lo más.

  • Para exfoliar la piel

Ingredientes: Azúcar, aceite de oliva y unas gotas de aceite esencial

Mezcla bien todos los ingredientes y extiéndelo frotando tu cuerpo y haciendo especial hincapié en las zonas más rugosas como codos y rodillas. Aclara con abundante agua y verás como la piel se queda más suave que nunca.

  • Para iluminar la piel

Ingredientes: Zumo de limón, clara de huevo y miel.

El limón tiene un efecto antioxidante y contribuye a iluminar y a unificar la piel del rostro. Mezcla todos los ingredientes hasta formar una masa homogénea y aplícala sobre el rostro 20 minutos, veras como tu piel irradia luminosidad.

  • Para reafirmar y tensar

Ingredientes: Una clara de huevo batida, dos cucharadas de miel y un poquito de leche desnatada.

Aplícate la mezcla sobre el rostro con un suave masaje. Déjala unos 20 minutos o hasta que notes la piel tensa porque se haya secado la mascarilla. Retírala con leche desnatada templada.

¿Te ha parecido interesante?

NEWSLETTER

ARTÍCULOS RELACIONADOS CON salud

CÓMO PASAR LAS VACACIONES SIN QUE TE PESEN

ver POST

TRUCOS PARA CONSERVAR LAS ESPECIAS.

ver POST

TODO LO QUE DEBERÍAS SABER SOBRE EL DESAYUNO

ver POST